Buscar este blog

Cargando...

lunes, 5 de septiembre de 2011

PATATAS GUISADAS CON COSTILLA Y CHORIZO

imprimir página
En mi pueblo Revilla de Camargo ( Cantabria ), se celebran las fiestas de la Virgen del Carmen, con encierro de vaquillas incluido, bueno... pues una de esas vaquillas, nos la comemos con patatas, si, si... literalmente.
Tengo que reconocer, que yo no asisto a los encierros, no soy partidario.
Es el segundo año que nos reunimos unos cuantos vecinos, este año, ciento sesenta, mas o menos. Nos encargaron guisar la vaquilla y unas costillas con patatas, para reforzar por si no era suficiente, la vaquilla la guisaron en ollas ferroviarias los compañeros de mi equipo y yo me hice cargo de guisar las costillas, os voy a poner la receta para unas seis raciones, porque no creo que os venga bien las cantidades que yo utilice.
El resultado fue muy bueno, pasamos un día extraordinario y nos felicito todo el mundo.


INGREDIENTES:

- 1.500 gr de patatas.
- 750 gr de costilla de cerdo.
- 2 chorizos frescos.
- 2 cebollas grandes.
- 1/2 pimiento rojo.
- 1 pimiento verde( tipo Italiano ).
- 4 dientes de ajo.
- 4 tomates secos, rehidratados la víspera ( los ponemos en un bol con agua templada ).
- 1 hoja de laurel.
- 2 guindillas cayenas ( opcional ).
- 1 vaso de vino blanco.
- 1 bote de guisantes.
- Tomillo y sal ( al gusto )
- aceite de oliva y agua.

PREPARACION:
Me costo hacer el sofrito, porque el fondo de la cazuela estaba abollado por todos lados

Pelamos y cortamos las patatas en trozos, se trata de triscar las patatas, al cortar se hace una incisión con el cuchillo y se arranca un pedazo ( para que suelten su fécula y nos ayuden a espesar el caldo ), las reservamos.
Picamos las cebollas, los pimientos y los ajos en brunoise, los añadimos a la cazuela con el fondo de aceite, el laurel y las cayenas y lo rociamos con sal, lo sofreímos hasta que este bien pochado.

Añadimos los tomates secos cortados en brunoise y la costilla ( cortada en  trozos y salada al gusto), lo sofreímos hasta que este la costilla bien dorada.
Echamos los chorizos cortados en trozos y los hacemos un poco con el conjunto, para que suelten su grasa y el  pimentón ( por este motivo os recomiendo que sean de buena calidad, que no tengan  exceso de grasa y que el pimentón sea bueno ).

Añadimos las patatas y revolvemos bien el conjunto, las dejamos hacer un par de minutos con el sofrito, removiendo de vez en cuando, para que se impregnen bien y cojan los sabores.
Echamos el vino blanco y esperamos a que reduzca y se evapore el alcohol ( deje de oler a este ).

Añadimos el agua hasta que cubra todo y un poco mas, rociamos con sal y cuando empiece a hervir, lo ponemos a fuego medio y lo guisamos durante veinticinco o treinta minutos ( depende de la calidad de la patata y la dureza del agua ), hasta que estén tiernas.
Cinco minutos antes de acabar la cocción tenemos que añadir el tomillo, los guisantes y rectificar de sal si hiciera falta.

Para guisar la vaquilla, es el mismo procedimiento, lo único que hay que sustituir la costilla por la carne de vaquilla, cortada en trozos mas o menos del tamaño de las patatas y no poner el chorizo, o si...? como queráis, la verdad es que no estorba para nada.

Nosotros lo acompañamos con una excelente sangría que preparo mi amigo Pedro Ferandez ( nuestro experto) que estaba excelente, bien fresquita.
También le iría bien un vino tinto con un poquito de crianza.

Buen provecho y hasta la próxima.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...